Nuestra historia

¨La Sonrisa de la Esperanza¨

 

Desde el 2003 el Ángel Emparanza Aróstegui, Cirujano Maxilofacial, forma parte de varios equipos de profesionales sanitarios europeos (cirujanos maxilofaciales y plásticos, anestesistas y enfermeras) que se desplazan tres o cuatro veces al año a diferentes países: Burkina Fasso, Costa de Marfil, Nigeria o Etiopía, durante diez – quince días, para tratar pacientes con graves problemas, secuelas de Noma, pacientes fisurados, tumores y otras patologías.

Desde 2012 coopera con la ONG “Le Chaine de l´Espoir” (Francia) en Burkina Faso y la ONG “Sourire un jour” (Costa de Marfil) en Costa de Marfil.

Estas ONGs tienen como misión la cirugía reconstructiva facial principalmente de niños con secuelas de Noma, niños con otras malformaciones (labio leporino…) y finalmente todo tipo de pacientes con diversas patologías (Noma, malformaciones, Tumores, quemaduras…). Estos pacientes que requieren cirugía reconstructiva, no tienen los medios de hacer frente a los gastos de transporte, alojamiento, tratamientos médicos y quirúrgicos, hospitalización etc…

Dada la experiencia adquirida durante estos años en este tipo de misiones, deseamos tener la posibilidad de formar nuestros propios equipos de profesionales y de infraestructura desde Donostia, con el fin de realizar más misiones quirúrgicas y dar un mayor seguimiento a estos pacientes, que de otra manera nunca podrán beneficiarse de un tratamiento eficaz para sus enfermedades y secuelas.
El día 5 de enero de este año, 2018, el Dr. Ángel Emparanza Aróstegui y su familia han constituido la fundación “La sonrisa de la esperanza / Itxaropenaren iribarrea”. El ámbito de actuación de esta Fundación es nacional, dentro de todo el territorio del Estado, e internacional
Empezamos con ilusión esta etapa de ayuda a estos proyectos ya en marcha, con la intención de ampliarlos tanto en frecuencia como en destinos que se nos presenten con estas necesidades.
Intentamos llevar una sonrisa a aquellos a los que la enfermedad y una situación límite se la han arrebatado.